Síguenos en nuestras redes

beber agua en verano

Razones para beber más agua en verano

El calor ha llegado para quedarse y con él es necesario hidratar nuestro organismo ya que el cuerpo está compuesto por más de 60% de agua y es la responsable de permitir que se transporte el oxígeno y los nutrientes a las células, de que se incremente la actividad del metabolismo y de que éste mismo se pueda desintoxicar cada día.

El problema es que cuando hace más calor, el cuerpo de forma natural utiliza más recursos para adaptarse a las condiciones del entorno y por lo tanto necesitamos ingerir una mayor cantidad de agua con los nutrientes y minerales básicos para poder afrontar cada día con energía y vitalidad.

Ahora bien, ¿qué nos puede pasar si no tomamos la cantidad suficiente de agua en verano? Entonces es probable que podamos sufrir:

  • Dolor de cabeza y músculos
  • Calambres
  • Cambios de humor
  • Fatiga y cansancio
  • Pérdida de concentración

9 razones para beber más agua en verano

Por otra parte, si nos acostumbramos a beber el agua suficiente cada día, obtendremos los siguientes beneficios:

dispensador agua andalucia

  • Una piel más sana, hidratada y elástica.
  • Menos apetito puesto que tiene una gran labor saciante sin aportarnos calorías.
  • Eliminaremos más toxinas.
  • Aumentamos nuestro nivel de energía.
  • Retendremos menos líquidos en nuestro cuerpo puesto que si el organismo detecta que no bebemos suficiente líquidos, reacciona almacenando agua de reserva.
  • Reducimos el riesgo de tener problemas cardíacos.
  • Mejorará nuestra capacidad física y lubricará todas las articulaciones.
  • Sufriremos menos estreñimiento.
  • Regularemos de forma regular la temperatura del cuerpo mediante la evaporación de agua a través de la piel.

Debemos tener en cuenta que con el verano nuestro ritmo de vida cambia, solemos hacer más actividades al aire libre y esto acompañado de un aumento de las temperaturas y de los grados de humedad, nuestro gasto de agua se incrementa notablemente y nuestro cuerpo necesita más agua para que pueda seguir funcionando correctamente. Por este motivo, en verano resulta especialmente importante prestar más atención a la hidratación e incrementar la ingesta de líquidos para recuperar las pérdidas de agua del organismo y, si es necesario, también de sales minerales. En este sentido, no debemos esperar a tener sed para beber agua, sino que debemos ser conscientes de que tenemos que acostumbrarnos a beber entre 8 y 10 vasos de agua al día.

También te puede interesar: La hidratación en otoño

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buscar
Categorías
Últimos artículos
.
Nosotros te llamamos

SOLICITA MÁS INFORMACIÓN

    (*) Campos necesarios