Síguenos en nuestras redes

Dureza del agua

¿Qué es la dureza del agua?

La dureza del agua es aquella que contiene un alto nivel de minerales, en particular sales de calcio y magnesio; la denominada como “agua calcárea o agua dura”.

cal en los electrodomesticos

Y, por otro lado, la conocida como agua “blanda” que es aquella que cuenta con una cantidad reducida de estos minerales.

Otra desigualdad entre ambas es que las aguas “duras” son incrustantes y forman sarros o depósitos de cal en las tuberías, calderas y otros tipos de envases. Por otra parte, las aguas “blandas” son corrosivas y desmineralizadas.

¿Con qué se mide la dureza del agua?

La dureza se puede medir de diferentes formas y expresar en diferentes unidades, una de las más comunes es la relacionada con la concentración de carbonato cálcico (mg CaCO3/l).

La clasificación de la dureza del agua, según la escala de Merk, es la siguiente:

  • De 0 a 79 mgCaCO3/l, se considera Agua muy blanda.
  • De 80 a 149 mgCaCO3/l, se considera Agua blanda.
  • De 150 a 329 mgCaCO3/l, se considera Agua semidura.
  • De 330 a 549 mgCaCO3/l, se considera Agua dura.
  • Más de 550 mgCaCO3/l, se considera Agua muy dura.

Dureza del agua por municipios

Una mayor o menor concentración de calcio y sales de magnesio depende del terreno donde fluyan las aguas: cuanto más calcáreo sea el suelo más dura será el agua de la zona.

En los suelos de basalto, arenisca y granito las aguas son muy blandas. Sin embargo, las aguas procedentes de suelos de cal, yeso y dolomita pueden llegar a ser muy duras.

De este modo, la dureza del agua en España varía según la zona:

  • La mitad este y sur de la península contienen niveles medios y altos de cal.
  • La zona del noroeste tiene presencia de aguas blandas y presentan menos problemas relacionados con la cal.

En el siguiente “mapa de la cal del agua en España vía Tuandco“, puedes ver las zonas con mayor concentración de cal en el agua

mapa dureza agua España

Si habitas en alguno de los lugares con agua dura o muy dura, muy probablemente hayas percibido alguno de los siguientes efectos:

  • El uso de más detergente para lavar la ropa. Necesitas añadir más cantidad para obtener un buen resultado.
  • Se gasta más jabón y champú en lavarse el cuerpo, y, además, se obtiene un resultado peor. Por otro lado, también puede provocar que la piel y el cabello estén más secos.
  • El lavavajillas necesita más sal para limpiar los sistemas descalcificadores, que atrapan la cal y permiten un mejor lavado. Si no se hace, la vajilla y cubertería se queda con un poso blanco y a largo plazo se puede oscurecer. Asimismo, la cal puede originar problemas al propio aparato.
  • Obstrucción de las tuberías. Hay una mayor posibilidad de que la cal se acumule y se obstruyan las tuberías que transportan el agua, sobre todo de agua caliente de consumo doméstico y los calentadores pueden perder vida útil.

 

Así, debes tener en cuenta el lugar en el que vives. Por ejemplo, si vives en un lugar en el que sus aguas sean duras o muy duras, te recomendamos beber agua embotellada.

Esperamos que te haya resultado útil este artículo. Si quieres conocer cuál es la dureza del agua según la provincia andaluza en la que vivas, te recomendamos este artículo

 

Compártelo con tus contactos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar
Categorías
Últimos artículos
aljibe-agua

El aljibe de agua

El aljibe de agua es un término que está presente en nuestro lenguaje y en muchos de los edificios desde la antigüedad. Algunos aljibes forman

Leer más »
.
Nosotros te llamamos

SOLICITA MÁS INFORMACIÓN

    (*) Campos necesarios