Síguenos en nuestras redes

Agua en el cuerpo humano

Agua en el cuerpo humano

El cuerpo está compuesto en gran medida por agua, por lo que no es de sorprendernos de que necesitamos beber de forma constante para poder funcionar en el día a día y reponer la cantidad perdida a causa de nuestra actividad física, micciones y defecaciones. Pero ¿sabes cuán necesaria es el agua en el cuerpo humano?

Para entenderlo, vamos a conocer, antes, las necesidades de nuestro organismo:

Necesidades de nuestro cuerpo

  • Uno de los motivos por los que es importante hidratarnos es porque nuestro cerebro necesita agua para realizar sus funciones habituales ya que se compone de un 75% de este líquido, por eso cuando empezamos a experimentar la deshidratación, el cerebro debe realizar las mismas funciones con escasez de agua, es por eso que nuestro cuerpo y mente envía señales y nos avisa de que algo no está funcionando como es debido como por ejemplo con mareos.
  • El agua permite que el oxígeno circule por nuestra sangre y de esta manera nuestro cuerpo pueda funcionar correctamente. También el consumo de agua fomenta que mantengamos unos riñones sanos que cumplan su función de manera satisfactoria.
  • Las vías nasofaríngeas necesitan de la presencia de este líquido para mantenerse hidratadas y que no sufran de irritación por falta de hidratación. También la boca y los ojos necesitan estar hidratados para funcionar correctamente.
  • El agua proporciona minerales que nuestro cuerpo necesita, como manganeso, magnesio, cobalto y cobre.

Funciones del los minerales que transporta el agua para nuestro organismo

La función de los minerales varía según su tipo, pero algunas de las principales funciones y características son las siguientes:

  • Ayuda a regular los procesos corporales: equilibrio de líquidos, contracciones musculares, impulsos nerviosos.
  • Mucha de la energía del cuerpo es debido a que el agua cumple las funciones necesarias para ello, ayudando a mantener el volumen de la sangre y aportando los minerales que requerimos para cubrir las actividades diarias.

La ingesta adecuada de líquidos para mantener una vida saludable varía de acuerdo con las necesidades fisiológicas de cada grupo de edad, período de tiempo crítico, condiciones ambientales y la actividad física realizada.

Hay que aprender a hidratarse adecuadamente, especialmente las personas mayores, niños, mujeres embarazadas o lactantes y poblaciones que más necesitan. Cabe señalar que los valores medios recomendados aumentan según las condiciones ambientales y la práctica de actividades físicas o deportivas.

Nutrientes del agua

Los nutrientes del agua los encontramos en mayor medida si consumimos agua proveniente de manantial. Esta está considerada una de las mejores para el consumo humano debido a su pureza y a la cantidad de beneficios que tiene para nuestra salud.

El agua ingresa al cuerpo principalmente por absorción del tracto gastrointestinal y se excreta a través de la orina. En todo esto, los riñones juegan un papel fundamental debido a que nuestro sistema urinario viene ligado a su buen funcionamiento.

Algunos minerales que pueden conseguir en el agua de manantial son los siguientes:

  • Calcio: Determina la dureza del agua, esto puede afectar a la creación de cálculos renales, por lo que siempre será más saludable beber agua baja en sales de calcio.
  • Sodio: El sodio es beneficioso para las funciones del sistema nervioso y forma parte de nuestras membranas celulares. Este mineral se presenta en lo que conocemos como sal común. A pesar de sus beneficios, se debe tener cuidado al tomar este mineral, especialmente para personas con presión arterial alta.
  • Hierro: El hierro es un elemento esencial en la sangre, porque es el encargado de transportar el oxígeno a todas las partes del cuerpo, debido a que el oxígeno se “une” al hierro en la sangre para que pueda viajar a cualquier parte del cuerpo.
  • Potasio: Se encuentra muy poco en el agua, pero puede haber un rastro. También ayuda al sistema nervioso de los músculos y se encuentra en el equilibrio osmótico de las células.
  • Magnesio: Este mineral ayuda a fortalecer los huesos, músculos y otros tejidos del cuerpo. También fortalece el sistema inmunológico y es importante para el funcionamiento normal del sistema nervioso.

También te puede interesar: Ideas para explicar el ciclo del agua a los niños

Compártelo con tus contactos

Buscar
Categorías
Últimos artículos
aljibe-agua

El aljibe de agua

El aljibe de agua es un término que está presente en nuestro lenguaje y en muchos de los edificios desde la antigüedad. Algunos aljibes forman

Leer más »
.
Nosotros te llamamos

SOLICITA MÁS INFORMACIÓN

    (*) Campos necesarios