Síguenos en nuestras redes

controlar la hipotensión

Formas de controlar la hipotensión

Seguro que alguna vez has escuchado eso de: “tener la tensión baja es un seguro de vida”. Pero si eres una persona hipotensa, nadie mejor que tú para saber lo que conlleva cada día. Hoy rompemos una lanza por las personas con tensión arterial baja y desde El Botijo de Andalucía te contamos 3 formas para controlar la hipotensión.

Hipotensión y calidad de vida

Es cierto que, si bien la hipertensión o tensión alta es un riesgo para la salud arterial, poco se habla de la penitencia que supone para muchas personas convivir con la hipotensión.

Existen un grupo de síntomas habituales con los que conviven las personas hipotensas:

  • Cansancio
  • Mareos
  • Visión borrosa

Ni que decir tiene que, si estos signos son frecuentes, o de una intensidad que afecte al desarrollo de nuestras actividades, estará afectando a nuestra calidad de vida.

Si esto se produce debemos consultar con un profesional médico que analice las causas y nos dé pautas para intentar equilibrar nuestros valores de presión arterial.

¿Qué alimentos y bebidas nos pueden ayudar cuando tenemos la tensión arterial baja?

En general, cualquier alimento salado puede proporcionar alivio.

Un puñado de frutos secos, unas aceitunas o unas galletas saladas son un recurso que la personas con tensión arterial baja suelen llevar consigo.

En cuanto a bebidas, un café o té puede espabilarnos. Pero también un jugo natural de frutas o un simple vaso de agua. Y por supuesto, el gazpacho, tan típico de nuestra tierra.

Consejo: No reduzcas el consumo de gazpacho solo para el verano, esta receta andaluza es un gran aliado para los hipotensos.

Pautas de alimentación para hipotensos

Si padeces hipotensión (presión arterial baja) y estás buscando una dieta que te ayude a controlarla, te enumeramos unas pautas generales que puede incorporar a tu alimentación:

  • Aumenta tu ingesta de sodio moderadamente: El sodio puede ayudar a aumentar la presión arterial. Agregar una cantidad moderada de sal a tus comidas o consumir alimentos naturalmente ricos en sodio puede ser beneficioso. Sin embargo, debes hablar con un profesional de la salud antes de hacer cambios significativos en tu alimentación, especialmente si tienes otros problemas de salud.
  • Hidratación adecuada: Beber suficiente agua es importante para evitar la deshidratación, lo que puede empeorar la hipotensión. Mantén un buen equilibrio entre el consumo de agua que aportaré minerales a tu organismo, entre ellos el sodio.
  • Lleva a cabo comidas pequeñas y frecuentes: Es muy buena opción considerar realizar unas cinco comidas más pequeñas a lo largo del día para evitar caídas bruscas en la presión arterial después de las tres comidas principales habituales.
  • Consume alimentos ricos en hierro: La deficiencia de hierro puede empeorar la hipotensión. Incluye alimentos ricos en hierro, como carne magra, espinacas, lentejas y alubias en tu dieta. Frutas deshidratadas ,como los orejones, son también una buena opción de tentempié.
  • Cafeína con moderación: La cafeína puede aumentar temporalmente la presión arterial, por lo que consumir una cantidad moderada de café o té puede ayudar en caso de necesidad.
  • La vitamina B12: La deficiencia de vitamina B12 puede contribuir a la hipotensión. Consume alimentos como carne, pescado, huevos y productos lácteos que sean buenas fuentes de vitamina B12.
  • Evita el alcohol en exceso: El alcohol puede causar una disminución significativa de la presión arterial. Limita su consumo o, mejor aún, evítalo si es posible.

Recuerda que la dieta puede variar según las necesidades individuales, por lo que es fundamental consultar con un profesional de la salud o un nutricionista colegiado antes de hacer cambios significativos en tu alimentación, especialmente si tienes condiciones médicas adicionales o tomas medicamentos. Además, es importante realizar un seguimiento de tus síntomas para controlar adecuadamente la hipotensión.

¿Cuáles son los riesgos que provoca la hipotensión?

A pesar de lo molesto que puede resultar tener la tensión arterial baja establecida en tu vida, vivir con ello no supone ningún riesgo salvo que la bajada se produzca de forma brusca. Esto puede ocurrir en situaciones como un golpe de calor, o cuando sufrimos un dolor agudo.

Recibir una noticia inesperada, también puede provocar en personas altamente sensibles una bajada de la presión arterial, si esta conlleva una fuerte impresión.

Otro factor que puede provocar sufrir una bajada de tensión es circular en ciertos vehículos ¿quién no se ha mareado en un autobús?, la velocidad, o subirse a una atracción de feria puede ser el detonante para un hipotenso.

Cada persona es un mundo. Pero nadie como nosotros mismos para conocernos y saber que debemos evitar ciertas situaciones que provocan esta reacción en nuestro organismo.

Y si tu caso es el contrario y sufres de hipertensión, te regalamos esta guía que también incluye consejos para hipotensos:Guía gratis hipertensión

Compártelo con tus contactos

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar
Categorías
Últimos artículos
.
Nosotros te llamamos

SOLICITA MÁS INFORMACIÓN

    (*) Campos necesarios